Un bote de pesca donado se instalará en una rotonda de Astillero

Se trata de un símbolo de la actividad pesquera y marítima que siempre ha estado presente en la historia de la localidad, integrándose en el plan de embellecimiento de las glorietas del término municipal que desde hace años instala elementos alegóricos ó vinculados con su actividad de construcción de barcos. Destacables son los faros en las rotondas de acceso al polígono industrial de Guarnizo, el puente de un barco en La Vegana y el mascarón de proa que puede verse en el acceso a Astander.

El Ayuntamiento ha aceptado la donación de una embarcación que será que ha sido entregada por el vecino de Guarnizo, Marcelino Toca Cosio.

El bote, llamado “Rojo I” y utilizado para la pesca del cachón y el magano, fue un encargo de Ángel Álvarez Fernández a un astillero de Santoña en los años 80. Posteriormente fue adquirido por Marcelino Toca, siendo su maquinista, Alfredo del Castillo.

Será colocado como figura ornamental en una glorieta de la calle Industria, cercana al barrio Obrero. Con ello, se aumentan los elementos ornamentales de la calle, que ya dispone de una bandera nacional en la rotonda del cruce con la Avenida de España y un cruceiro en la rotonda del cruce con la calle Francisco Díaz Pimienta.