El Ayuntamiento mejora el acceso a los institutos Ría del Carmen y Valle de Camargo

Imagen: Alberto G. Ibáñez
El Ayuntamiento de Camargo ha finalizado los trabajos de renovación del asfaltado en los accesos a los institutos Ría del Carmen y Valle de Camargo, realizados con el objetivo de mejorar el firme de cara al inicio del nuevo curso que se pone en marcha en el día de hoy.

La alcaldesa de Camargo, Esther Bolado, y el concejal de Obras, Íñigo Gómez, acompañados por el técnico municipal Santiago Mancebo, han visitado la obra para comprobar el resultado de estas labores, centradas en mejorar estos accesos mediante la eliminación de las imperfecciones que han ido apareciendo en la calzada como consecuencia del intenso uso y la meteorología después de muchos años.

La regidora ha explicado que estas obras forman parte de la mejora de la pavimentación que se está llevando a cabo en distintos puntos del municipio y que constituye además “un compromiso con los institutos” de “intentar mejorar dentro de nuestras posibilidades los accesos hacia un núcleo de estudiantes importante dentro del Valle de Camargo” en el que confluyen alumnos y personal de ambos centros educativos.

Con estos trabajos también se busca dotar de mayor seguridad a la zona tanto para peatones como para vehículos.

Las obras han contado con un presupuesto de 37.052 euros, IVA incluido, y han consistido en el fresado previo del terreno, el recrecido de las arquetas allí existentes y en la aplicación posterior de una capa de asfalto.

También se han pintado las plazas de aparcamiento -una de ellas reservada para personas con movilidad reducida- así como las marcas viales, las flechas de dirección, un ceda el paso y una señal de stop.

Estas labores de mejora de los accesos a los institutos se suman a la colaboración que en el ámbito educativo mantiene el Ayuntamiento de Camargo con los colegios y con la Consejería de Educación del Gobierno de Cantabria.

De hecho, el Consistorio destina cada año en torno a un millón de euros para realizar trabajos de mantenimiento y para afrontar también otros aspectos como por ejemplo la contratación de personal auxiliar o la asunción de los gastos de suministros, a lo que este año se suma además el refuerzo de la limpieza de los centros como medida de prevención del Covid-19.