Instalan cámaras termográficas en el acceso al Consistorio y al edificio Ribalaygua y realiza test a los empleados municipales

El Ayuntamiento de Santander ha instalado cámaras termográficas en el acceso principal a la Casa Consistorial y en la entrada al edificio Ribalaygua, los principales centros de trabajo municipales, y a día de hoy ha realizado cerca de 500 test entre los empleados municipales. Se trata de dos medidas con las que se quiere maximizar la seguridad y salud de cara a la próxima reincorporación presencial de los trabajadores municipales y la vuelta a la atención presencial en algunos servicios.

Así lo ha anunciado la alcaldesa Gema Igual, que ha comprobado los trabajos de instalación de estas cámaras, -que han supuesto una inversión de 21.000 euros-, con la que se realizarán controles de temperatura tanto al personal municipal como al público.

Para el uso de estos dispositivos, que según ha destacado la alcaldesa cuentan con una buena precisión en la medición, los trabajadores y ciudadanos deberán detenerse unos 10 segundos mientras se realiza el control, un trabajo que gestionarán los agentes presentes en los accesos.

Cuando una persona presente sintomatología relacionada o supere los 37,1ºC no podrá acceder a las dependencias municipales.

Paralelamente, en el resto de centros municipales, ha informado, se tomará la temperatura diariamente a los empleados a través de termómetros con infrarrojos, una labor que ya se viene desarrollando en servicios esenciales y de protección ciudadana como son la Policía Local o los Bomberos de Santander.

La regidora ha destacado que el Ayuntamiento ya está realizando los test a los empleados antes de su reincorporación a sus puestos de trabajo de manera presencial, con el fin de asegurar, en la medida de lo posible, que este proceso cuente con la mayor seguridad para todos.

Según ha detallado, las pruebas, -que se harán a todos los trabajadores-, comenzaron hace dos semanas y a día de hoy ya se han realizado cerca de 500. Los resultados finales se darán a conocer cuando se complete el total del grupo.

Se trata de test de detección de anticuerpos IgM e IgG frente al covid-19, en los que el Ayuntamiento prevé invertir más de 100.000 euros, y suponen una herramienta de cribado sobre la situación inmunológica de la persona en relación al virus.

De este modo, el Ayuntamiento obtendrá información sobre si los empleados ya han pasado la enfermedad, si han tenido o no contacto con el virus o han estado infectados recientemente y están desarrollando la respuesta inmune.

En palabras de la alcaldesa, el Ayuntamiento está haciendo un esfuerzo importante con el despliegue de todas las medidas preventivas y de seguridad necesarias para la reincorporación de los trabajadores de forma presencial y para garantizar la salud de los ciudadanos, teniendo en cuenta los informes técnicos del departamento de Prevención de Riesgos Laborales, basados en las directrices de buenas prácticas en centros de trabajo y para la separación entre trabajadores decretadas por el Ministerio de Sanidad y el Ministerio de Trabajo y Economía Social.

“Haremos todo lo que esté en nuestra mano para minimizar los riesgos de cara a la reincorporación presencial de los empleados y para que los vecinos se sientan seguros en las instalaciones municipales, siempre teniendo en cuenta la evolución de la pandemia hacia una reducción general de los casos”, ha remarcado.

Además, el Ayuntamiento está poniendo en marcha distintas medidas encaminadas a proteger la salud de los trabajadores y ciudadanos en el proceso de desescalada y ante la necesaria distancia que se impondrá hasta que la crisis sanitaria desaparezca.

En este sentido, ha avanzado que está previsto escalonar las entradas y salidas del personal, se está trabajando en la adecuación de los puestos de trabajo para garantizar la distancia, se fomentará el teletrabajo en aquellos departamentos en los que sea posible, se dotará a los empleados de material de protección -como mascarillas, geles, guantes, etc.-, y se reforzarán la limpieza y desinfección de las instalaciones municipales.