Santander presenta las últimas actuaciones por una movilidad sostenible y segura en una jornada nacional de la Red de Ciudades por la Bicicleta

Santander ha dado a conocer este martes las últimas actuaciones desarrolladas en favor de la movilidad sostenible en la ciudad en el marco de la jornada nacional ‘COVID-19: Buenas prácticas’, organizada por la Red de Ciudades por la Bicicleta.

El responsable de Movilidad Sostenible de Santander, César Díaz, ha sido el encargado de detallar las medidas puestas en marcha en el municipio desde el inicio de la crisis sanitaria, ante más de 200 personas que han seguido la exposición de forma telemática, entre los que se encontraban representantes del Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana.

“El inicio de la pandemia y el confinamiento aceleraron la puesta en marcha de algunas iniciativas que teníamos previstas y sobre las que veníamos trabajando, sobre todo en lo relacionado con nuevos carriles bici, teniendo como marco de referencia el Plan de Movilidad Ciclista de Santander que se elaboró en 2017”, ha remarcado el edil.

Así, ha repasado los últimos itinerarios ciclistas habilitados en la ciudad, como el de Reina Victoria, vial que como ha recordado se cerró al tráfico rodado durante la denominada desescalada para uso peatonal y ciclista, favoreciendo así el distanciamiento social. También ha presentado el nuevo trazado que une Nueva Montaña con el Parque Científico y Tecnológico (PCTCAN), que ha permitido cerrar el anillo ciclista que rodea todo Santander; o el nuevo tramo de carril bici de la calle Alcalde Vega Lamera, que conecta el Sardinero con el centro a través del túnel de Tetuán y ha permitido optimizar la conexión con el aparcamiento disuasorio de los Campos de Sport.

Díaz ha destacado el impulso municipal a la movilidad ciclista en los últimos meses, con la puesta en marcha de cinco kilómetros más de carriles que han permitido pasar de una red de 27 kilómetros antes del inicio de la pandemia a una red actual de 32 kilómetros, lo que representa aproximadamente un 7 por ciento sobre el total de la red viaria de Santander.

Otra de las iniciativas que ha presentado es el reparto de comida que se llevó a cabo en colaboración con la asociación Cantabria con Bici, en los momentos más duros del confinamiento.

Díaz ha explicado que junto a esta entidad, el Ayuntamiento pudo repartir cientos de lotes de alimentos y menús ya elaborados entre las familias más vulnerables de la ciudad.

“La verdad es que fue muy emocionante ver a mucha gente con ganas de colaborar y ayudar de la manera que fuera y así surgió esta iniciativa gracias a los voluntarios de Cantabria con Bici que me consta que también colaboraron con los colegios ayudando a repartir las tareas a muchos alumnos que no tenía conexión a internet”.